Boca del Río, Veracruz, México Sábado 25 de marzo de 2017
Logo Twitter Logo Facebook Logo Instagram Logo YouTube Logo RSS Logo Whatsapp
Logo Portada
El tiempo en Boca del Río, Veracruz:
Hora Cero
Baño de sangre en Veracruz
Luis Alberto Romero
Mar 2, 2017 / 21:47
Luego del anuncio sobre la llegada de la Gendarmería Nacional a Veracruz, y en medio de la visita del presidente Enrique Peña Nieto a Tuxpan, zona norte de la entidad, los niveles de la violencia registraron un repunte alarmante.

Los recientes hechos que se desarrollaron en la zona Veracruz-Boca del Río encendieron los focos de alarma.

En tierras veracruzanas, el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, inauguraba un operativo de seguridad que incluye la presencia de la Gendarmería en la zona Córdoba, Orizaba, Cuitláhuac, Yanga, Omealca, Río Blanco, Ciudad Mendoza, Ixtaczoquitlán y Nogales, cuando la violencia se desató de forma impresionante.

El mismo día en que Osorio Chong señalaba que las autoridades tienen “identificados a los criminales, tenemos claro quiénes son, vamos por ellos, sabemos a qué intereses representan…”, en la zona conurbada del puerto un enfrentamiento quitó la tranquilidad a los habitantes del fraccionamiento Villa Rica, con un saldo de dos personas muertas.

Más tarde, el hallazgo de once cuerpos, nueve hombres y dos mujeres, fue nota nacional. Los cuerpos de las víctimas estaban atados de pies y manos; presentaban huellas de violencia, así como heridas de bala.

Ese reciente caso, por cierto, llamó a recordar, guardadas las proporciones, lo ocurrido en Boca del Río en septiembre de 2011, a pocos meses de la llegada de Javier Duarte a la gubernatura del estado, cuando en el bulevar Adolfo Ruiz Cortines, frente a Plaza Américas, fueron hallados los cuerpos de 35 personas.

Después de los hechos del pasado martes, y en medio de las críticas por ese baño de sangre, el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares rechazó las versiones que consignaron algunos medios de información, que hablaban de un reto al estado, de una advertencia y de una declaración de guerra por parte del crimen. Dijo el ejecutivo veracruzano que se trató de “una lucha entre bandas de delincuentes organizados. Como lo dice el propio cartel que dejaron, se trata de una guerra entre ellos mismos”.

De igual forma, el gobernador de la entidad calificó los hechos como un acto de barbarie “que impacta a todos los veracruzanos y que preocupa al gobierno…”

Ese mismo día, el martes 28 de febrero, en Pánuco, zona limítrofe con Tamaulipas, se produjo otro enfrentamiento violento, mismo que dejó un saldo de una persona muerta y dos heridas; en otro caso, la misma jornada de violencia y muerte llegó al municipio de Tihuatlán, también en la zona norte, donde el cuerpo de un hombre fue localizado en la comunidad El Águila; la víctima presentó lo que se conoce como el tiro de gracia, un balazo en la cabeza.

Un día después de esos hechos, el miércoles 1 de marzo, en el puerto de Veracruz fue asesinado a balazos un motociclista; en Álamo, un joven corrió con la misma suerte muy cerca de la comunidad Raudal Nuevo. Por otro lado, en el municipio de Castillo de Teayo se registró otra muerte violenta.

Y no fue todo: el jueves fue hallado el cuerpo de otra persona ejecutada a balazos en el municipio de La Perla; en tanto que ese mismo día, mientras el presidente Peña Nieto visitaba el puerto de Tuxpan, fue encontrado el cuerpo de una persona dentro de una maleta, en el municipio de Notales; en otro hecho, en Coatzacoalcos, sur de la entidad, un hombre fue ultimado a balazos.

Así las cosas, podríamos decir que la tranquilidad de los veracruzanos se ha perdido y por ello fue necesaria la presencia de la Gendarmería Nacional en la entidad. Incluso, el gobernador Miguel Ángel Yunes fue enfático al reconocer que el tema de la inseguridad es un problema que se ha complicado. No es para menos porque hay un incremento de 122 por ciento en los índices de homicidio.

Pues bien, en ese contexto de inseguridad y violencia se produjo la visita del presidente Enrique Peña Nieto a tierras veracruzanas, donde el ejecutivo federal inauguró las obras en el nuevo puerto de Tuxpan, que fue ampliado y modernizado.

Ahí, Peña Nieto se refirió al problema de Veracruz en esa materia y dijo, dirigiéndose al gobernador del estado, que en el gobierno federal tendrá un aliado en esa tarea.

Habría que destacar, para finalizar, que el problema de la inseguridad en la entidad no se deriva de un tema de ineficiencia de las áreas responsables de la seguridad pública en el estado; se trata de una inercia que comenzó hace más de diez años, por la permisividad de los gobiernos estatales (hay quien habla también de complicidad) que dejaron que la violencia creciera de forma alarmante hasta desbordarse. @luisromero85



CD/GL
COLUMNAS
Logo Inferior
Antón de Alaminos 236 entre Av. Américas y Paseo Jacarandas
Fracc. Virginia / Boca del Río, Veracruz. / C.P. 94294

Teléfono: (229) 922-97-15 / redaccion@cambiodigital.com.mx

/
/
/
/
/
Consejo Editorial

Derechos Reservados® Cambio Digital 2015
Logo Radio